Sahifa fully responsive WordPress News, Magazine, Newspaper, and blog ThemeForest one of the most versatile website themes in the world.

El periodista Iraní Ahmad Zeidabadi galardonado con el Premio Mundial de Libertad de Prensa Unesco/Guillermo Cano

ganadores 2011 zeidabadi - HOME
2011
Ahmad Zeidabadi: una historia de resistencia
28 Febrero, 2011
ganadores 2012 eynulla - HOME
2012
Eynulla Fatullayev: la firme lucha por la democracia
28 Febrero, 2012

El periodista Iraní Ahmad Zeidabadi galardonado con el Premio Mundial de Libertad de Prensa Unesco/Guillermo Cano

Ahmad Zeidabadi nació el 21 de julio de 1965 en Zeidabad, Sirjan; es un iraní, periodista, académico, escritor y analista político y una de las figuras notables del movimiento de reforma de Irán.

Obtuvo su doctorado en la Universidad de Teherán con una tesis titulada "La religión y de Gobierno en Israel”, que más tarde fue publicada como un libro. A través de la investigación que realizó, Zeidabadi se convirtió en un experto en Israel y el Medio Oriente. Sus opiniones sobre Israel y papel en la región han estado siempre en agudo contraste con los de la línea dura de Irán y la posición oficial de la República Islámica.

ganadores 2011 zeidabadi - INT

Inició su carrera como periodista en 1989 al unirse al periódico más antiguo de Irán, Ettela'at ("Información"). Pero cuando el político reformista, Gholam-Hossein Karbaschi fue nombrado alcalde de Teherán, en 1989 y fundó Hamshahri ("Conciudadano"), Zeidabadi dejó Ettela'at para proporcionar un análisis político para el nuevo periódico, cuya circulación diaria creció a medio millón. Ahmad llegó a ser conocido y respetado por su profundo análisis. También escribió artículos para Iran-e Farda ("Irán del Mañana"), una revista mensual publicada por Ezzatollah Sahabi, líder de la coalición nacionalista-religiosa de grupos políticos iraníes.

Cuando el reformista Mohammad Khatami obtuvo una victoria aplastante en las elecciones presidenciales de 1997, se generó un entorno de medios de comunicación más relajado y con menos censura, que permitió el surgimiento de medios impresos a favor de la reforma. Ahmad Zeidabadi era un miembro activo de esta prensa reformista como editor del periódico Azad ("Libre"), durante un período de varios meses entre 1999 y 2000; por lo cual se convirtió en blanco del poder judicial, cuando el gobierno tomó medidas contra ese y otros movimientos políticos afines al expresidente Mohammad Khatami.

El 7 de agosto de 2000, Zeidabadi fue detenido por las fuerzas de seguridad y encarcelado durante siete meses en la prisión de Evin, en Teherán. Dos de estos meses los pasó en aislamiento; después fue trasladado a la sección de "cuarentena" de la prisión, en la que se encuentran los traficantes de drogas y ladrones. También fue encarcelado por un tiempo en la "Prisión de 59", un centro de detención controlado por el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica, donde los detenidos son golpeados y torturados salvajemente. Las duras condiciones lo llevaron a realizar una huelga de hambre de 12 días, después de la cual, finalmente, fue liberado el 28 de febrero de 2001.

El 13 de marzo de ese mismo año, fue detenido de nuevo junto con 20 miembros de la coalición nacionalista-religiosa, por "conspirar contra el gobierno”. El presidente del Parlamento Mehdi Karroubi intervino y el periodista fue liberado tras pagar una fianza de 70.000 dólares.

Sin embargo, en 2002 fue llevado a juicio y recibió una sentencia de 23 meses de prisión, más tarde reducida a 13, por "propaganda contra la República Islámica, perturbar a la opinión pública, y actuar contra la seguridad nacional". También se le prohibió "toda actividad pública y social, incluyendo el periodismo" por un período de cinco años.

Las acciones tomadas contra él por la justicia no pusieron fin a su carrera periodística. Después de que los partidarios de la línea iraní más dura y tradicional tomaron el mando del gobierno de Teherán, en 2003, y convirtieron el Hamshahri en un portavoz del alcalde recién elegido Mahmoud Ahmadinejad, Ahmad comenzó a escribir para otros medios reformistas, incluyendo Shahrvand-e Emrooz ("El Ciudadano de Hoy ") y el de sede europea Rooz (Día). Muchas de sus columnas se dedicaron a Oriente Medio e Israel, sus áreas de especialización.

Fue miembro durante años de la comisión política de la Organización de Graduados Universitarios de Irán (Advar-e Tahkim-e Vahdat, o ATV). El grupo de activistas de los exestudiantes universitarios ha sido un abierto crítico de la línea dura. Muchos de sus miembros principales han sido detenidos en varias ocasiones. En enero de 2008, Zeidabadi fue elegido presidente de la ATV.

En la estela de la disputada votación de 2009, Zeidabadi fue detenido de nuevo por las fuerzas de seguridad y acusado de varios delitos contra el Estado. En diciembre de 2009, el poder judicial iraní, lo condenó a seis años de prisión, acusado de "conspirar para crear agitación pública”. Se le prohibió ejercer su profesión específicamente: “privación de la vida de cualquier actividad política” que incluye “entrevistas, el habla y el análisis de los acontecimientos, ya sea en forma escrita u oral”. La sentencia fue confirmada por un tribunal de apelaciones en enero del año siguiente.

En febrero de 2010, Zeidabadi y su colega periodista Massoud Bastani fueron trasladados a la prisión de Rajaei Shahr en Karaj, a 30 millas al oeste de Teherán, una instalación que ha llegado a ser ampliamente conocida por las malas condiciones en que se encuentran los presos.

Ese mismo año la Asociación Mundial de Diarios (AMD) concedió a Zeidabadi el prestigioso premio Pluma de Oro de la Libertad (Golden Pen of Freedom), que reconoce una acción excepcional, de palabra y de hecho, a la causa de la libertad de prensa.

Aun en prisión, en 2011 fue galardonado con el Premio Mundial de Libertad de Prensa Unesco/Guillermo Cano. “La elección final de Ahmad Zeidabadi rinde tributo a su coraje excepcional, su resistencia y su compromiso con la libertad de expresión, la democracia, los derechos humanos, la tolerancia y la humanidad. Además, mediante este Premio se recompensa también a los numerosos periodistas iraníes que están actualmente en prisión”, dijo la presidenta del jurado, Diana Senghor.

En Mayo del 2015 fue trasladado a la ciudad de Gonabad en el noreste de Irán para comenzar a cumplir su tiempo en el exilio.

Comparte:
FacebookTwitterGoogle+WhatsAppGoogle Gmail

Comments are closed.

//]]>